Concentrado en el cliente: cómo vender más en la web

Dejar un comentario

Mantenerse concentrado en el cliente es uno de los mayores desafíos para emprendedores y comerciantes en los canales online. Si antes era normal que los consumidores entrarán a las tiendas y fueran llamados por el nombre por los vendedores que conocían sus gustos y preferencias, hoy la masificación del proceso de compra y venta hizo este contacto más distante y burocrático.

Sin embargo, los consumidores son sensibles a eso y muchas veces evitan canales excesivamente estandarizados. Las tiendas virtuales sobrias no satisfacen a los clientes más exigentes, lo que aumenta la importancia de construir un embudo de ventas bien pensado. Mantenerse concentrado en el cliente significa personalizar más la venta online, hacer que el comprador se sienta exclusivo.

Mantente concentrado en el cliente con estos tres consejos

Para conseguir hacer esto y cautivar al cliente a través de la personalización y singularidad, es preciso invertir en asuntos como la preparación del equipo y en marketing digital. Al optimizar la experiencia del consumidor existen algunos factores que se deben tener en cuenta. A continuación conoce tres de estos y cómo aplicarlos en tu negocio.

concentrado en el cliente
Para fidelizar un cliente en la era digital debes ofrecer personalización y consistencia en todas las etapas de la venta. Foto: iStock, Getty Images

1. Obtén atención individual

Si quieres llamar la atención de un consumidor háblale sobre las cosas que le importan. Por ejemplo: no puedes intentar venderle juguetes si los hijos del cliente ya no tienen edad para eso.

Conoce a tus clientes y cuáles son sus principales áreas de interés, preferencias y hobbies. Una buena manera de descubrir eso es colocando un check box con algunas opciones en el momento en que va a comprar en tu e-commerce. Pero atención: piensa en el cliente como una persona, no como un segmento de direccionamiento de tu campaña de marketing.

2. Añade valor al proceso

Agregar valor significa ofrecer un producto de alta calidad capaz de suplir las necesidades del cliente. Así, el consumidor sentirá que su dinero fue bien empleado y quedará satisfecho con la compra.

Los emprendedores deben buscar esa excelencia en todas las etapas del proceso, dedicándose al cliente y entregando un gran servicio desde las etapas que anteceden a la compra hasta eventuales procesos de devolución. Puede parecer simple, pero esto demuestra interés y atención al consumidor.

3. Sé consistente

La consistencia es uno de los principales desafíos de las marcas actualmente. En función de la multiplicidad de canales ofrecidos, es muy común que las empresas descuiden alguno de estos en cierto momento. Por eso, es preciso corregir errores eventuales en este proceso, desde la atención hasta la venta y entrega de los productos.

Si tienes alguna duda, sugerencia o consejo sobre este tema, comenta a continuación. Aprovecha para compartir este contenido con tus amigos, compañeros y colaboradores, a través de las redes sociales.

Ingresa para comentar