Crecimiento de la empresa: conoce los riesgos y los beneficios

Dejar un comentario

Alcanzar un crecimiento saludable significa aumentar los ingresos y expandir la actuación de la empresa sin que el margen de ganancias y rentabilidad se vean afectados. En algunos casos, crecer de forma sustentable es complicado: es necesario medir los aspectos favorables y desfavorables, calcular los riesgos y organizar las finanzas.

Para ayudarte en este momento de transición, separamos algunos criterios que deben ser considerados antes de invertir en la expansión. Esto porque el éxito del emprendimiento depende, principalmente, de tu capacidad de administrar la empresa en su conjunto y de realizar un análisis de mercado consistente.

“El crecimiento nunca ocurre por casualidad. Es el resultado de fuerzas que operan juntas“. La célebre frase de James Cash Penney, fundador de la centenaria JCPenney – una de las mayores empresas de Estados Unidos -, ayuda a entender la complejidad que relaciona la expansión de la empresa.

crecimiento
No siempre invertir en la expansión es la mejor estrategia para garantizar la supervivencia de tu empresa. Foto: iStock, Getty Images

Crecimiento permite alcanzar el éxito

El primer aspecto a considerar son los motivos por los cuales pretendes expandir tu empresa. Es necesario definir los objetivos antes de todo. Entre las razones para buscar el crecimiento, se puede apuntar:

– Superar problemas: fuerte competencia, pocas ganancias y caída en las ventas pueden ser superadas con la expansión

– Garantizar el éxito: crecer puede significar alcanzar el liderazgo del mercado, aumentar los ingresos y dominar un nicho específico, viabilizando el éxito de la empresa

– Celar por el futuro: si tienes una empresa de actuación familiar, la expansión puede significar un aliento financiero y el futuro de las próximas generaciones

– Atraer y retener buenos trabajadores: cuando creces, tu empresa se hace más atractiva para los trabajadores, siendo deseada por quienes no forma parte del cuadro de empleados

– Alcanzar nuevos clientes: personas que no tienen acceso a tus productos y servicios pueden ser alcanzadas con el crecimiento de la empresa

– Crear una economía de escala: con la expansión de la empresa, tendrás un costo reducido por unidad de producción o de servicio, lo que te permite reubicar los recursos.

Los problemas y los riesgos del crecimiento

Con los objetivos definidos, es posible mensurar los riesgos que envuelven el crecimiento: sin una planificación sólida y una ejecución eficiente, la idea de expandir la empresa puede significar pérdidas, haciendo insostenible la supervivencia de la empresa.

Entre los problemas que pueden surgir, se destacan:

– Falta de espacio: si calculas mal el espacio de tu empresa puede quedar pequeña, limitando la actuación del equipo

– Falta de dinero: es preciso ponderar varios aspectos a fin de garantizar que habrá dinero para la expansión y sus inevitables consecuencias financieras

– Falta de suministro: antes de expandir tu empresa, garantiza que el abastecimiento de insumos acompañará el crecimiento

– Falta de preparación: al dar un paso mayor que el recomendado, se corre el riesgo de sobrecargar a los empleados, en especial los que actúan en cargos de supervisión

– Caída en la calidad: otro riesgo es ver la calidad de tus productos o servicios decaer por falta de planificación

– Mercados desconocidos: expandir la empresa puede significar actuar en nuevos mercados, tratar con un perfil diferente – y desconocido – de consumidores

– Legislación e impuestos diferentes: al invertir en la expansión de la empresa, es posible que la categoría de impuestos sufra alteraciones. En algunos casos, es necesario consultar un abogado o un contador antes de actuar.

Ahora que ya conoces los posibles beneficios y los probables riesgos de ampliar tu empresa, es posible analizar cada criterio individualmente, haciendo proyecciones y calculando la viabilidad de la expansión.

En algunos casos, es recomendable recurrir a profesionales especializados, como empresas de consultoría empresarial o de contabilidad. El apoyo de especialistas te ayuda a alcanzar el éxito, principalmente a través de análisis sólidos del mercado.

Ingresa para comentar