Cómo disolver una sociedad con una estrategia de salida

Dejar un comentario

Comenzar un nuevo negocio definitivamente no es tarea de las más simples. No es por nada que el desafío puede exigir meses de planificación. Pero cuando todo sale mal es hora de detenerse. Saber cómo disolver una sociedad es un importante reto en el universo del empresariado.

Es justamente en este punto en el que muchos empresarios no están preparados para actuar. Aunque pueda parecer una realidad distante, vale la pena considerarla desde temprano.

Por qué crear una estrategia de salida

Una sociedad se puede comparar con una boda, dice Sergio Arruda, consultor de la GCT Consult: las causas pueden ser externas o internas, pero no siempre hay un aviso claro de que se aproxima un momento de inestabilidad.

En la práctica, el mensaje es estar siempre listo, entender cuáles son las posibilidades y límites establecidos. En las bodas modernas es común que las partes firmen un acuerdo prenupcial, para definir qué ocurrirá en caso de separación. En el universo de los negocios hay que contar con una estrategia de salida.

“Así como en el plan de negocios se definen escenarios y se montan planes de acción para aprovechar las oportunidades identificadas, en la estrategia de salida se identifican las amenazas y se definen planes de acción para enfrentarlas”, enseña el consultor.

disolver una sociedad
La empresa puede estar sólo comenzando, pero es importante ya pensar en alternativas para disolver una sociedad. Foto: iStock, Getty Images

Diferente de lo que muchos temen, pensar en una estrategia de salida no significa proponer el fin de una sociedad, sino no ser tomado desprevenido si llega ese momento. El desafío es aún mayor cuando se trata de una startup, en que todo -principalmente los plazos- debe estar bien definido.

Elegir la hora errada de salida puede costar todo el esfuerzo e inversión que el negocio acumuló hasta el momento en lugar de la esperada multiplicación de capital.

El secreto es tener timing y aprender a identificar oportunidades. No debes esperar, por ejemplo, que un oficial de justicia golpee a tu puerta o que tu socio desaparezca para darte cuenta de que tu empresa quebró y que debes disolver la sociedad.

Cómo disolver una sociedad

¿Qué tal comenzar a pensar en una estrategia de salida eficiente? Arruda enseña los principales pasos para desarrollarla y aprender cómo disolver una sociedad:

  • Identifica las oportunidades de maximización del valor del negocio
  • Identifica desafíos que pueden estar escondidos
  • Define el valor de tu empresa
  • Piensa en tus metas personales y financieras y en cuánto tiempo quieres alcanzarlas
  • Desarrolla opciones de salida y plazos posibles
  • Monta un plan de acción que reúna todas estas estrategias y no dudes en utilizarlo cuando te des cuenta de que llegó la hora.

Si tienes alguna duda, sugerencia o consejo sobre este tema, comenta a continuación. Aprovecha para compartir este contenido con tus amigos, compañeros y colaboradores, a través de las redes sociales.

Ingresa para comentar