La definición de la estrategia es esencial para tu negocio

Dejar un comentario

Cuando se piensa en abrir una empresa, la estrategia de negocio suena como algo muy particular y, por qué no decir, incluso como algo subjetivo, pareciendo más un juego de adivinación que una fórmula matemática. Pero algunos consejos simples pueden ayudar a trazar estrategias viables, evitando que ellas se transformen en uno de aquellos papeles que van para el cajón con plazo indeterminado para salir de allá.

La teoría de inversión de la estrategia

El canadiense Roger L. Martín, uno de los gurús modernos de la innovación, escribió un artículo para Harvard Business Review, en el cual defiende un criterio simple para evaluar una estrategia. La fórmula es pensar si la misma estrategia serviría para una definición contraria. “Si haces la prueba y te parece algo muy pobre o incluso absurdo, es difícil de realizar”, destaca.

Martín también sostiene que definir un servicio de una forma diferente a las otras empresas es una estrategia legítima. Conocida por su imponencia, la red hotelera Four Seasons, por ejemplo, definió que lujo es un buen servicio. Por eso, la excelencia en la atención del equipo del Four Seasons es reconocida en cualquier uno de sus hoteles por el mundo.

Para tenerse una idea, sus huéspedes acostumbran presentar relatos de la atención personalizado por parte de los conserjes. En los hoteles chinos, por ejemplo, un equipo evalúa su programación y suministra todas las direcciones necesarias (como restaurantes, por ejemplo) en el idioma local, para facilitar sus comunicación con el taxista.

estrategia
Empresas de pequeño porte tienen la ventaja de más flexibilidad que las grandes compañías. Foto: iStock, Getty Images

Prueba tu estrategia

Para verificar si tu estrategia está en el buen camino, algunos pequeños cuestionamientos pueden ayudar bastante. Preguntas como “¿el opuesto de la estrategia suena extraño? o ¿la mayoría de mis competidores hizo la misma elección que yo?” ayudan en la reflexión. Si respondió ‘sí’, lo ideal es remodelar tus ideas para que ellas puedan hacerse realmente viables.

Acierta en las elecciones

Claro que algunas decisiones sólo pueden ser tomadas por gigantes del mundo de los negocios. Four Seasons, por ejemplo, es un grupo que tiene capital para hacer las inversiones necesarias para alcanzar la excelencia. Sin embargo, una pequeña empresa, con pocos recursos, necesita ser aún más asertiva para preservar su capital.

La necesidad de la estrategia es inversamente proporcional al tamaño de la empresa. En otras palabras, cuanto menor el porte de la empresa, más ella necesita de decisiones estratégicas bien pensadas. Partiendo de ahí, es necesario llevar en cuenta lo que las pequeñas empresas tienen de mejor, cómo flexibilidad de producción, compromiso de los colaboradores y estructura operacional justa.

Invierte donde las grandes no alcanzan

Las grandes empresas traen ejemplos increíbles para cualquier persona que piensa en abrir el propio negocio. Hay, sin embargo, muchos modelos interesantes de servicio o producto que los gigantes ni piensan en realizar, por falta de flexibilidad.

Otro gurú del mundo de los negocios, Michael Porter, enseña que, cuanto menor es la empresa, mayor debe ser la atención a las modificaciones del mercado, así como debe crecer la perspicacia en la formulación de la estrategia. Según él, la estrategia es una manera de diferenciarse de los competidores y alcanzar sus objetivos a largo plazo.

¿Te gustaron nuestros consejos? Entonces comparte el artículo en las redes sociales con tus seguidores. Si tienes dudas o sugerencias, deja tu comentario y contribuye para el cambio de ideas.

Ingresa para comentar