Descubre las ventajas de contratar personas con inteligencia emocional

Dejar un comentario

La capacidad de controlar las propias emociones y encontrar la mejor manera de reaccionar a las diferentes situaciones en la rutina laboral son características cada vez más apreciadas por las empresas. Muchas empresas inclusive dan a la inteligencia emocional (IE) más importancia que al cociente intelectual (CI) al contratar personas.

Por qué contratar personas con inteligencia emocional

La capacidad de leer el lenguaje corporal y de controlar frustraciones son sólo algunas de las características de las personas que tienen una buena inteligencia emocional. Por ello cada vez son más evidentes las ventajas de contratar personas con esta característica.

La evaluación de la inteligencia emocional de un empleado puede indicar su capacidad de desempeño de tareas, apunta un estudio de la universidad norteamericana Virginia Commonwealth, que estudió durante una década el papel de la inteligencia emocional.

El principal factor que define una organización exitosa es la calidad de las relaciones entre líderes y profesionales, observa Carlos Aldan, CEO del Grupo Kronberg, empresa especializada en inteligencia emocional.

“La empatía de las personas que tienen un cargo de autoridad es uno de los componentes de IE. Mejora la satisfacción, la adhesión y aumenta el grado de aprovechamiento de los empleados de las empresas”, afirma Aldan.

La función de un líder, continúa el especialista, es impulsar a las personas a usar su potencial. “Cuando un líder es consciente, auténtico y actúa con integridad, construye confianza y compromiso para promover un ambiente en el cual los colaboradores pueden dar lo mejor de sí”, dice.

contratar personas
Las empresas dan gran importancia a la inteligencia emocional de los candidatos. Foto: iStock, Getty Images

El tema es tan importante que en 2013 pasó a ser materia obligatoria en los cursos de MBA en la Universidad de Harvard. El motivo es impactante: tras contratar personas que habían sido alumnos de la universidad, las empresas notaron que eran buenos técnicamente, pero que debían desarrollar la capacidad de relacionarse para obtener mejores resultados.

Un estudio de CareerBuilder muestra que 71% de los 2.662 ejecutivos de recursos humanos entrevistados afirman valorar más la inteligencia emocional que el CI al momento de contratar o promover a personas. La investigación muestra que un 59% de los reclutadores no contratan a un profesional de CI elevado y bajo CE (coeficiente emocional) .

¿Se aprende la inteligencia emocional?

Este cuidado al evaluar la inteligencia emocional no se limita al momento de contratar personas. Un buen empresario también debe desarrollar la inteligencia emocional de sus colaboradores de manera cotidiana para mejorar su desempeño en la empresa.

Si tienes alguna duda, sugerencia o consejo sobre este tema, comenta a continuación. Aprovecha para compartir este contenido con tus amigos, compañeros y colaboradores, a través de las redes sociales.

Ingresa para comentar