Necesidades clave en la ciberseguridad de los servicios financieros

Dejar un comentario

La adopción de las nuevas tecnologías representa retos importantes en materia de ciberseguridad. La nube, el Internet de las Cosas (IoT), movilidad y el Big Data son tendencias principales que hoy conducen al cambio en la economía digital y de las cuales las empresas de servicios financieros tienen la tarea de mantenerse al día.

Ciberseguridad Financiera

El principal objetivo de los negocios digitales es simplificar la manera de hacer negocios y las personas digitales, sobre todo la de aquellos que utilizan los servicios financieros. Sector que se encuentra a la vanguardia y que analiza el impacto de estas tendencias en sus soluciones de seguridad.

Ante este escenario, la empresa proveedora de soluciones de seguridad informática Fortinet plantea la necesidad de una arquitectura y estrategia adecuada para hacer frente a los retos de ciberseguridad en el sector. Los servicios financieros requieren de soluciones seguras que cubran:

Automatización

Con los ambientes virtuales, las empresas están añadiendo, cambiando y moviendo dispositivos y usuarios. El reto es que la mayoría de las medidas de seguridad son procedimientos complejos que han sido implementados manualmente. Los equipos de seguridad de TI simplemente no pueden mantenerse al día con los cambios de las políticas que se modifican conforme las redes los van requiriendo.

Control

El crecimiento exponencial de dispositivos conectados a las redes mantiene preocupados a los CIOs y constantemente están luchando por saber cómo y dónde desplegar sus soluciones de seguridad. Además, se encuentran en dar respuesta a las preguntas :¿la red necesita más protección en los puntos finales?, ¿las amenazas de ataque están ocurriendo en el perímetro definido por software?, ¿el tráfico necesita ser segmentado internamente?, ¿qué pasa con las aplicaciones de nube?, ¿mi seguridad se extiende sin interrupciones?

Consolidación

Conforme se añaden nuevos dispositivos a las redes, también lo hacen las herramientas para reportes y las consolas de administración, dejando a las áreas de TI la consolidación de una vista unificada de lo que está pasando a lo largo y ancho de la red.

Es importante recordar lo siguiente: la complejidad operativa, aun cuando involucre dispositivos de seguridad, con frecuencia trabaja en favor del atacante.

Flexibilidad

La pregunta ya no es: “¿nos movemos hacia la nube?” Ahora debe ser, “¿adoptamos un despliegue mixto, híbrido, público o privado?” Y los problemas alrededor de la seguridad juegan un papel importante en esa respuesta.

La nube es un objetivo muy atractivo para los hackers debido a la demanda de las compañías por flexibilidad, a la cantidad de información financiera sensible que ahora es almacenada en ésta y al hueco que existe entre los ambientes de nube y la inteligencia de seguridad de la red.

Guía de Ciberseguridad

Ingresa para comentar