Contraoferta: cuáles son las desventajas para la empresa

Dejar un comentario

Pablo es un buen empleado y cumple sus tareas y las metas establecidas por la empresa. Sin embargo, consiguió una nueva posición en el mercado y pidió la renuncia. ¿Qué tiene que hacer la empresa para intentar retenerlo? Una contraoferta. Con un aumento de salario, Pablo podrá continuar trabajando contigo.

Pablo es un personaje ficticio, pero la situación es bastante común en muchas empresas. Si consideras los costos y dificultades para reemplazar a un profesional importante en el organigrama de la empresa, la contraoferta puede parecer bastante ventajosa. No obstante, puede traer desventajas también.

Contraoferta
El plan de carrera es una herramienta eficiente de retención de empleados. Foto: iStock, Getty Images

La contraoferta es un hábito global

La contraoferta cuando un empleado renuncia es una práctica adoptada por 71% de las empresas globalmente, según la empresa de reclutamiento Robert Half, que consultó a 1.000 directores de recursos humanos (RH) de ocho países.

Se practica principalmente por temor a perder talentos, según otro estudio de la misma consultora, que indica que al 86% de los directores de RH en Brasil y en Chile les preocupa este problema.

Ese temor se funda en la escasez de profesionales capacitados. “Notamos la falta de mano de obra especializada y por eso las empresas tienen que preservar los mejores recursos disponibles”, dice Isis Borge, gerente de división de Robert Half.

Pero, ¿por qué entonces solamente se actúa cuando un buen colaborador renuncia? La contraoferta de un aumento de salario puede no ser suficiente, como lo señala Fernando Mantovani, director de operaciones de Robert Half.

“Aunque acepte la oferta, el profesional tiende a salir en el corto plazo, pues aquello que lo llevó a pedir la renuncia casi nunca es sólo la remuneración. Los otros motivos de insatisfacción continúan”, explica.

El plan de carrera es una herramienta eficiente de retención. “Cuando cuenta con un talento, la empresa debe dejar clara su proyección de carrera dentro de la organización. Muchas veces, el empleado no tiene un sueldo alto, pero sigue motivado debido a otros beneficios”, completa.

Desventajas y riesgos de la contraoferta para la empresa

Conoce a continuación algunas de las posibles trampas de una contraoferta al empleado que pidió la renuncia, según Robert Half.

– Algunos jefes no están dispuestos a perdonar “el hecho de que el empleado pensó en aceptar una oferta de otra empresa y eso puede generar dudas en relación con su compromiso”.

– Los empleados que aceptan una contraoferta suelen salir, voluntariamente o no, un año después, ya que las razones que lo llevaron a procurar un nuevo empleo aún persisten. El aumento de sueldo puede haber sido un paliativo para la situación, pero las otras condiciones continúan.

– Las contraofertas también afectan la reputación del profesional, tanto con la empresa actual como con el potencial. El jefe actual puede creer que la búsqueda por una nueva oportunidad fue una carta usada para negociar el sueldo y conseguir una promoción.

– Es común que la empresa haga muchas promesas de mejoras, pero también es común que las mismas promesas no se cumplan y en el corto plazo el profesional se frustre.

Si tienes alguna duda, sugerencia o consejo sobre este tema, comenta a continuación. Aprovecha para compartir este contenido con tus amigos, compañeros y colaboradores, a través de las redes sociales.

Ingresa para comentar